Archivos mensuales: octubre 2015

EL CANNABIS NUNCA FUE EL PROBLEMA

El cannabis es un producto cuyos efectos beneficiosos y su integración positiva en la sociedad no pueden ser ignorados durante más tiempo. El ocultismo acerca de sus propiedades, que hace imposible un uso responsable por parte de la ciudadanía, supone un peligro. La criminalización de los usuarios y cultivadores, que carga de un trabajo improductivo a fuerzas policiales y juzgados, supone un peligro. La irresponsabilidad consciente de gobiernos infinitamente más permisivos con el alcohol, el tabaco y el juego, supone un peligro.

El THC, principio activo del cannabis, como los antipiréticos, el café, los analgésicos, las especias y otras sustancias de curso legal que usamos todos los días, no es más que un producto que la ciudadanía tiene derecho a saber usar, cultivar, consumir, o a no hacerlo, y sobre el que la comunidad científica tiene derecho a investigar para ayudar a cientos de miles de pacientes que podrían beneficiarse de sus propiedades curativas y paliativas. El consumo de cannabis, como cualquier otro negocio, debe redundar con su regulación fiscal en el beneficio de la sociedad en su conjunto, en la seguridad jurídica y laboral de los trabajadores que participan en su cultivo y preparación, y en los derechos de sus consumidores. Leer más